elPlanetoide.com

Innsbruck, alemania

2007-02-23

Moneda: Euro  
Idioma: Alemán   

 Es ciudad capital de la provincia federal del Tirol, en la parte oeste de Austria, sobre el Inn en la desembocadura del río Sill en los Alpes Orientales. La ciudad vieja tiene calles angostas con casas medievales y arcadas. Innsbruck es uno de los centros turísticos y de salud, como así también de deportes invernales, más importante de Europa Central; también es una de las ciudades más hermosas y animadas debido a que ofrece desde compras, vida nocturna, historia, paisajes de incomparable belleza, arte, buena comida, excelente hotelería, y toda la amplia variedad de deportes invernales, que la hacen única. Fue sede de los Juegos Olímpicos de Invierno en 1964 y en 1976. Y tal vez sea la única ciudad desde la cual se puede ver la majestuosa grandeza de los Alpes desde cualquier sitio en que uno esté parado. Su economía por supuesto se basa en el turismo pero también es centro ferroviario y de comercio, y fabrica textiles, en especial prendas de abrigo, calzado, cerveza e instrumentos musicales; también trabajan madera y metales y procesamiento de alimentos.

Itinerario de visitas
Innsbruck, es una ciudad pequeña y fácil de recorrerla a pie. La mayoría de lo que hay para ver está en la Ciudad Vieja (Alstad), pequeña área circundada por el río y el Graben, que sigue el curso del foso que en el pasado rodeaba la ciudad medieval. Un buen lugar para iniciar el recorrido es la Maria-Theresien-Strasse (Calle María Teresa) la calle principal que atraviesa la ciudad de norte a sur; es una calle ideal para sentarse a mirar a la gente especialmente cuando están vestidos con ropa regional tirolesa; en una época esta era la ruta de los viandantes que iban de Italia a Alemania sobre el Paso Brenner. Esta calle está bordeada por muchas casas de los siglos XVII y XVIII, interesantes para ver. Pero también recordar que uno de sus grandes atractivos son los negocios de todo tipo que hay en ella y que le valió el sobrenombre de calle de las compras. En el extremo sur de esta amplia calle, hay un Arco de Triunfo, diseñado al estilo de los de Roma, que María Teresa ordenó construir con un doble propósito, en honor al casamiento de su hijo con una princesa española y como señal de duelo por la muerte de su bienamado esposo, el emperador Franz I. Desde este arco hacia el sur, la calle se llama Leopoldstrasse.. Yendo hacia el norte desde el arco por la calle María Teresa, se llega a la columna de Anna, (Annasaüle), una de las grandes atracciones de la ciudad. No muy lejos de allí, la amplia calle se estrecha y se convierte en la Herzog-Friedrich Strasse, que corre por el corazón del Altstadt; es una calle con arcos y flanqueada por casas burguesas bien conservadas con su mescolanza de torreones y aguilones, y pintorescas ventanas de buhardillas. La mayoría de los edificios tienen techos especiales para protegerlos de las grandes nevadas.
 
   
 
Transporte Urbano 
 
  Transporte Urbano : Existe una red de líneas de ómnibus y tranvías que cubren toda la ciudad de Innsbruck y sus alrededores, y los buses y tranvías utilizan el mismo boleto. En la margen izquierda del río Inn las calles principales por las que pasan los tranvías y los buses son: Museumstrasse y Mariahilfstrasse. En la margen derecha, no tiene ruta en la zona peatonal, pero su parada principal está en Marktgraben

 

 
  
 
Comer y Beber 
 
  Comer y Beber : En las calles de los alrededores del Goldenes Dachl se pueden encontrar buenos sitios para comer en antiguas postas de carruajes transformados en restaurantes. La oferta es variada desde cocina internacional, pescados, comidas tradicionales, pizzas, etc. También hay buenas cervecerías, bares, y cafeterías, donde se pueden comer las exquisitas tortas clásicas de la repostería autríaca.

 
 


Te puede interesar

 
El Planetoide 2017