elPlanetoide.com

Celulares, entre la moda y el uso profesional

2006-11-10 Uno de los cambios producidos en los últimos tres años es que esos teléfonos se hayan convertido en objetos de moda. Como la moda es efímera, esto se traduce en una tendencia a la renovación en ciclos que se acortan”.


Así señala la consultoría especializada Carrier y Asociados. Entonces, hoy esos dispositivos tienen una duración que va de año a año y medio. Ello surge del informe "Análisis cualitativo de usuarios de telefonía móvil, 2006", recién finalizado.

Otra característica típica de la moda, es “predisponer a gastar más que cuando lo que se adquiere es fruto de una compra puramente racional”. En el caso de los celulares, esto implica propensión a pagar más que años atrás –y que lo razonable- para adquirir un celular. “Mientras en 2005 ese valor se ubicaba mayormente entre los $ 100 y 150, este año el piso arranca en los $ 200, y sube claramente en función de los segmentos”.

También influyen la edad y las publicidad agresiva, donde un celular se asocia a todo. Desde éxito sexual hasta la extraña posibilidad de saltar por el mundo y resideñar ciudades. Por supuesto, como puede verse en el machacoso canal Sony, ya no hay usuarios sino “consumidores”.

En cuanto a los rasgos buscados en un móvil, “se valoran equipos con tapa (tipo concha marina), que tengan cámara de fotos y capacidad de reproducir MP3”, la forma más pasatista de música. En cuanto a los inevitables preadolescentes, “no demandan requisitos tan específicos. Su elección se condiciona a los equipos de pares o rivales”.

Por otra parte, “el interés por teléfonos inteligentes, estilo BlackBerry o Treo, se da en el segmento de usuarios más intensivos. Lo dominan por quienes persiguen fines profesionales. El hecho de que, para ellos, el celular sea una herramienta de trabajo, lo hace fieles a su operador o, más específicamente, a su número telefónico. Por ello –señalan los analistas-, ofertas que incluyen línea nueva no parece ser el gancho más indicado para atraer a este público”.

 
El Planetoide 2017